Buscar
  • Silvina Jozami

¿ENTRENAS COMO UN PROFESIONAL PERO COMPITES COMO UN PRINCIPIANTE? COMPETIR A TU NIVEL ES POSIBLE.

Actualizado: feb 8

Ejercicios de fácil aplicación y alta eficacia.


Después de haber dedicado muchas horas a la preparación física y al entrenamiento en pista llega el momento de competir.

Tienes ganas de ver cómo está progresando tu juego. Todos los sacrificios realizados tienen que empezar a dar sus frutos.


Pero, al transcurrir el partido empiezas a darte cuenta de que no se ven tantos cambios. Parece que cuando compites los viejos problemas vuelven a aparecer.

Y te preguntas: ¿Qué ha sido de todo el trabajo físico y técnico que he realizado?

Claramente te sientes más fuerte y ágil, también notas mejorías en tus golpes.

____________________


Entonces, ¿Qué es lo que falta para que compitas mejor?


____________________


Lo que pasa es que tu desempeño no está ligado a tus habilidades técnicas o físicas del momento. Sino más bien, a lo que decides hacer con las capacidades que dispones.


Podríamos decir que, esa decisión que tomas antes de golpear es el paso determinante en el resultado.


Para que esta decisión resulte efectiva hay varios factores que necesitas tener en cuenta. Entre ellos, la captación de información externa de buena calidad. A esto lo podríamos identificar como una buena lectura de la situación que estás viviendo.

Si lo llevamos al ámbito del tenis, esto sería el equivalente a identificar cuándo necesitas atacar o defender, detectar cuál es esa pelota en la que debes cambiar el ritmo.

____________________

Hacer una lectura correcta de cada pelota es darle a cada pelota un objetivo. Y este objetivo estará de acuerdo a la información que tengo de mi rival y de la propia pelota.


____________________

Pero, por otro lado, también necesitas información interna personal. Esta información es básica para poder seleccionar que capacidades reales dispones en cada momento.

Esto está relacionado con el conocimiento que tienes de ti mismo, con el entendimiento profundo de cuáles son tus golpes reales.

Lo que yo percibo es que, muchas veces, el jugador se equivoca en sus decisiones porque decide optar por un golpe que no está todavía listo o que ni siquiera tiene (por ejemplo: cuando quiere emular a los grandes jugadores haciendo golpes imposibles).

También suelo ver que, algunos jugadores se equivocan cuando eligen un golpe que domina, pero lo utiliza en una situación que no es la adecuada.


Como vemos, además de saber ejecutar el golpe correctamente, necesitas de una lectura correcta de la situación. Ambas condiciones (la situación en sí y tus posibilidades), para que funcionen correctamente, tienen que estar enfocadas en el presente.

____________________________________________________________________


PARA TOMAR MEJORES DECISIONES NECESITAS CENTRARTE EN EL PRESENTE.


___________________________________________________________________


De esta manera podrás estar perceptivo a lo que está pasando, pero también serás consciente de la calidad de tus golpes en este momento específico.



¿Cómo puedes mantenerte enfocado en el presente?

_______


Todos experimentamos a diario como nuestros pensamientos tienden a estar enfocados en el pasado, normalmente haciendo alusión a alguna equivocación.

Pero también se centran en el futuro, en lo que podría salir mal. Como ves, nuestro cerebro funciona como un radar en busca de problemas.

Y esto es así porque todo nuestro cuerpo está regido por un principio fundamental que es el de SUPERVIVENCIA.

Siguiendo este principio, nuestro cerebro nos envía continuamente señales de los posibles peligros. Para ello, hace uso de las experiencias vividas anteriormente y nos recuerda lo que no fue bien. Pero también proyecta en el futuro a modo de intentar prever futuros errores.

Ambas situaciones nos ayudan a mantenernos a salvo, pero también desencadenan emociones de miedo y ansiedad, que en algunos casos suelen resultar desestabilizantes en un partido de tenis.


Seguramente identificarás estas emociones en el partido cuando, por ejemplo, te dices NO TENGO QUE FALLAR ESTA DEVOLUCIÓN, o cuando empiezas a hacer suposiciones del tipo: SI PIERDO ESTE GAME ME IGUALA EN EL MARCADOR.

Tenemos una manera de modular estas emociones y centrarnos en el presente. Y es a través del diálogo interno.



¿Qué es el diálogo interno?

_________


Es el constante parloteo que tenemos en nuestra cabeza. Que no se más que mensajes que nos enviamos a nosotros mismos. Puede ser en voz alta o simplemente como una vocecita en nuestra cabeza.

Cada situación que vivimos es analizada automáticamente. Como resultado de este análisis sacamos nuestras conclusiones que expresamos a través de este diálogo con nosotros mismos.

Generalmente lo utilizamos para darnos instrucciones y motivarnos. Nos ayuda a regularnos frente a lo que estamos viviendo.


¿Qué pasa con este diálogo frente al error?

__________


Lo más frecuente es que frente al error reaccionemos con una crítica. Esto es a lo que estamos acostumbrados.

Estar acostumbrados a criticarnos se ha convertido en nuestra manera de hacernos reaccionar. Y, aunque a veces percibimos que esta es la única manera de hacerlo, no es la más beneficiosa.

Esto ocurre de manera automática, después de un error no nos planteamos nada, instantáneamente aparece la crítica.

Personalmente y con mis jugadores he podido observar que se obtienen mejores resultados al cambiar la crítica por una instrucción más objetiva.


¿Cómo puedo hacer para que mi diálogo interno no limite mi rendimiento deportivo?

__________


Esto que me estoy diciendo constantemente no solo modifica la manera en que compito, sino también en la que aprendo y en la que me comporto diariamente.

Porque esto que me repito interiormente afecta la manera en la que me siento y, posteriormente, en la forma en la actúo.

Para que lo entiendas mejor veamos un ejemplo. Supongamos que mi objetivo es realizar un cambio o modificación de un golpe. Como en todo cambio, lo lógico y esperable es que me equivoque, porque es la manera de aprender.

Entonces, si cada vez que lo haga mal me lanzaré críticas. Como, por ejemplo: ¡Cómo puede ser que no te salga! ¡ya deberías haber hecho el cambio! ¡No es suficiente el avance que estás haciendo!

No obtendré grandes beneficios.

Porque todas estas frases no me aportarán mucho, ya que solo mostrarán los errores y lo mal que lo estoy haciendo. Es como estar en modo juez, que me dice que bien o que mal que lo estoy haciendo, pero no me enfocará en la manera de resolver el problema.

____________________


Si lo que de verdad quieres es corregir los fallos, lo que necesitas darte a ti mismo en esos momentos son feedbacks.


____________________

Estos feedbacks surgen de la comparación entre: lo que quiero conseguir hacer (objetivo) y lo que hago en estos momentos. Sin juicios como bien o mal. Cuanto más objetivo sea mejor, porque así tendrá una menor carga emocional añadida.

Entonces, lo que obtienes en lugar de la crítica es una instrucción que responde a la pregunta ¿Qué es lo que necesito hacer diferente ahora?

Imagina cómo sería escuchar esa instrucción en tu interior. Es como incorporar a un coach dentro tuyo. Sabrías los siguientes pasos que necesitas hacer y sin sentir una emoción limitante. ¿No te parece realmente beneficioso?

Pero a este diálogo interno, además de resultar importante en la corrección de errores, también puedes utilizarlo con fines motivacionales.


¿Cuántas veces no te resulta demasiado sacrificada la vida de deportista que llevas? ¿Acaso a veces no te invade la pereza?


Es aquí cuando también puedes sacar provecho de este diálogo interno. Si lo dejas en modo automático te seguirá diciendo las mismas frases. Pero puedes reprogramarlo.

¿Qué necesitas decirte en esos momentos que te ayude a mantener el rumbo para conseguir tus objetivos?

Tenemos incorporada esta capacidad de auto regulación. Ahora necesitamos tomarnos unos minutos para pensar si la estamos usando de manera provechosa.


_________________________________________________________________


Entrenando el diálogo interno. Ejercicio.


_________________________________________________________________


Como ya sabes, este mecanismo está funcionando en automático. Para que empiece a enviarte unos mensajes diferentes a los que estás acostumbrado, necesitas tomar la decisión de intervenir.

Y luego que has tomado esa decisión puedes empezar con la reprogramación.

Te será útil tanto en los entrenamientos, cuando necesites aprender algo nuevo, como en las competiciones.

Como siempre, mi recomendación es que se empiece practicando en los entrenamientos. Y con el paso del tiempo y mucha práctica se transformará en automático.


¿Cómo lo incorporo en mi entrenamiento de tenis?

___________


PRIMER PASO: Identificar mi propio diálogo.


Necesitas ponerte en modo observador para ver qué te dices normalmente. Quien sabe, quizás ya lo estés utilizando bien. El 99,9% de las veces suele aparecer la crítica. Si es esto lo que detectas, lo mejor es no intentar taparlo, es la manera de proceder que tienes y no pasa nada. Porque … ¡Todo lo que quieras puede cambiarse!


SEGUNDO PASO: Detección de lo que necesito en ese momento.


¿Me será más útil una instrucción o una motivación en este momento?

Necesito reconocer ¿Qué es lo que me hace falta?


TERCER PASO: Redirección del diálogo interno.


Elijo lo que me digo interiormente.

¿Cómo lo hago? Luego de decidir si necesito una instrucción o motivación elijo una palabra que represente eso que necesito. Y me la repito constantemente.

Si estoy haciendo un cambio, por ejemplo: estoy trabajando en bajar más el centro de gravedad, y a esto lo logro flexionando más las rodillas. Entonces, yo elegiría darme una instrucción que me recuerde esto y seleccionaría la palabra rodillas.


De tal manera que al repetirme constantemente rodillas llevaría mi atención inconscientemente hacia allí.

Esta es una manera fácil de realizar tu entrenamiento mental.



Resumiendo:

______________

  • Tenemos muchas capacidades a nuestra disposición que utilizadas de otra manera pueden cambiar por completo nuestros resultados.

  • Entrenar como profesional y competir como profesional es posible.

  • Nada como un profesional para elegir con honestidad lo que es capaz de hacer con cada pelota. Ni más ni menos, lo que está dentro de sus posibilidades.

  • Como puedes ver, si lo que te repites interiormente hace alusión a tu presente y además te ayuda dándote indicaciones objetivas para corregir tus errores o te alienta a seguir motivándote, estarás haciendo uso de una herramienta super poderosa.

  • Este diálogo interno te enfoca en las capacidades que tienes en el ahora, que son las bases fundamentales para tomar las mejores decisiones.


Si crees que necesitas acompañamiento en tu desarrollo mental estaré encantada de guiarte. Un objetivo importante necesita de algunos recursos extras.

Todas tus preguntas y comentarios me ayudan a entender cada vez más a los jugadores. No dudes en compartirlas conmigo.

--------------------------------------------------------------------------------------------


TE RECOMIENDO VER EL VÍDEO:

¿Entrenas como profesional pero compites como principiante?


---------------------------------------------------------------------------------------------

Porque el 95% de los problemas en competición de los jugadores no está en la técnica, en la táctica o en el físico.

TE PROPONGO UNA SESIÓN MENTAL DE PRUEBA Y SIN CARGO.

Donde iremos directo a tu problema.

Si no es hoy, ¿Cuándo vas a empezar?


QUIERO UNA SESIÓN MENTAL GRATUITA


83 vistas0 comentarios